Pulgas en gatos: causas, prevención y tratamiento – Onlyfresh.com
Saltar al contenido principal
Descubre nuestras promociones | Envío gratis a partir de 45€

Pulgas en gatos: causas, prevención y tratamiento

Pulgas en gatos: causas, prevención y tratamiento

Aunque no te lo imagines, que un gato tenga pulgas es más frecuente de lo que crees. Es más, las pulgas en gatos es la causa más frecuente de problemas cutáneos en nuestros amigos felinos. Y es que los picores provocados por pulgas o garrapatas pueden causar un exceso de rascado y lamido que puede llevar a la pérdida del pelo o, incluso, a una infección. Por eso, vamos a explicarte todo lo que necesitas saber para identificar si tu minino tiene pulgas y cómo erradicarlas.

¿Cómo son las pulgas en los gatos y cómo puedo reconocerlas?

Las pulgas más comunes en gatos son las llamadas pulgas del gato, aunque también pueden tener otro tipo de pulga, como la pulga del conejo o la del erizo. Las pulgas que pueden habitar en el pelaje de tu gato son de color marrón oscuro y miden entre 1 y 2 mm.

Si ves pequeñas manchitas negras en el pelaje de tu gato, podrían ser las heces de las pulgas. Puedes comprobarlo colocando esas manchitas en un pañuelo de papel húmedo; si se tornan de color rojo, es que son heces de pulgas, y ese color rojo es la sangre extraída de tu gato.

Otro signo inequívoco de que tu gato tiene pulgas es que no deja de rascarse o lamerse con mucha intensidad, lo que puede provocar calvas en su pelaje. Si además tu gato desarrolla alergia a las picaduras de las pulgas, podría tener costras o heridas en la piel. Incluso, las pulgas en gatos pueden causar infección por tenias y anemias. Pero todo tiene solución; te contamos cómo prevenir el contagio y qué hacer en caso de que ya las tenga.

Cómo pueden infectarse de pulgas un gato

Para poder prevenir que tu gato sufra una infección por pulgas debes saber dónde puede contraerlas. Aunque tu gato no salga a la calle, hay algunas circunstancias que pueden propiciar el encuentro entre una pulga y tu gato. ¿Vas a llevarle al veterinario? ¿Hay otros animales en casa que sí salen a la calle? ¿Te has mudado de casa? En todas estas situaciones puede que tu gato reciba la visita inesperada de las pulgas. Por lo que debes intentar prevenir y tratarlas en caso de que ya las tenga.

Prevención y tratamiento frente a las pulgas en gatos

Por lo general, la prevención y el tratamiento frente a las pulgas en gatos suele ser el mismo. Lo primero que te recomendamos es aliviar los picores que pueda tener tu gato, limpiando y nutriendo su piel con cualquiera de los tratamientos antipicores y calmantes elaborados con minerales del Mar Muerto, veganos, libres de sulfatos de nuestra gama de producto para la higiene y la salud de la piel de los gatos.

Luego, te recomendamos que elijas un tratamiento tópico contra las pulgas y garrapatas, por ejemplo, las pipetas antiparasitarias. Se trata de un líquido que se aplica en el dorso del cuello del gato y que mata las pulgas y, en ocasiones, evita el desarrollo de los huevos. Consulta a tu veterinario cuál es la más adecuada para tu gato ya que en el mercado hay muchas marcas.

Mantener a tu gato libre de pulgas es esencial para su salud y bienestar. Identificar los signos de infestación, conocer las posibles fuentes de contagio y aplicar tanto medidas preventivas como tratamientos adecuados son pasos cruciales para proteger a tu mascota. Con la información y las herramientas correctas, puedes estar seguro de que tu gato se mantenga feliz, saludable y libre de pulgas. No olvides que la consulta regular con tu veterinario es fundamental para abordar cualquier duda y recibir recomendaciones personalizadas sobre el mejor cuidado para tu felino.

Dejar un comentario